Leipheimer arrebata a Cunego la Vuelta a Suiza

Deportes Jun 19, 2011 at 11:38 pm

El ciclista estadounidense Levi Leipheimer (RadioShack), en acción durante la novena y última etapa de la 75º Vuelta a Suiza, una prueba contra reloj de 32,1 km. Foto: Christoffe Bott / EFE

Efe. Schaffhausen (Suiza).- El estadounidense Levi Leipheimer (RadioShack) se alzó con el triunfo final en la Vuelta a Suiza, tras arrebatar por tan solo cuatro segundos el jersey amarillo al italiano Damiano Cunego (Lampre) en una contrarreloj en la que se impuso el suizo del Leopard Fabian Cancellara.

Leipheimer, que arrancó la última etapa a 1:59 minutos del italiano, protagonizó una espectacular contrarreloj y se hizo con el liderato que ostentaba Cunego desde la tercera jornada.

A los nueve kilómetros, el corredor del RadioSchak aventajaba en 28 segundos a Cunego y en el kilómetro veintidós, su ventaja se disparó a 1:26 minutos.

Tiempo que dejaba a Cunego con una ventaja de tan sólo 33 segundos a falta de diez kilómetros para la conclusión de la etapa, una distancia que se convirtió en un auténtico calvario para el ganador del Giro de Italia del año 2004.

En especial los últimos metros, en los que el corredor del Lampre, bajo la atenta mirada de Leipheimer, apoyado en las vallas que delimitaban la línea de meta, se dejó escapar el triunfo final en la ronda helvética por cuatro segundos.

Victoria final que el RadioShack no pudo complementar con el triunfo de etapa, que correspondió al suizo del Leopard Trek Fabian Cancellara, que arrebató en los últimos kilómetros la victoria parcial al alemán del equipo estadounidense Andreas Klöden.

Cancellara, que había marcado peor tiempo en los dos primeros pasos intermedios que Klöden, demostró en el tramo final su condición de mejor contrarrelojista del momento, con unos últimos kilómetros impresionantes.

Diez kilómetros en los que el suizo aventajó en dieciséis segundos al germano, para completar los 32,1 kilómetros de la contrarreloj con un tiempo de 41.01 minutos, nueve segundos mejor que Kloden, que tuvo que conformarse con la segunda plaza en la meta de Schaffhausen.