Un joven y un niño mueren ahogados en 2 accidentes

Canadá Jun 19, 2011 at 8:08 pm

El campamento menonita de Hidden Acres

Toronto.- Dos accidentes distintos ocurridos este fin de semana en Ontario han dejado el trágico balance de otras tantas víctimas mortales, ambas ahogadas. En uno de ellos murió un joven de 21 años de edad; en el otro, un niño de 14.

El primer siniestro ocurrió en el resort Sherkston Shores Beach, en Port Colborne, Mississauga, cuando un joven de un grupo de cuatro personas que estaban alojadas en dicho centro turístico saltó a una poza con agua desde una altura de unos seis metros, en un acantilado.

Al parecer, el chico reapareció e incluso intercambió algunas palabras con sus compañeros, pero poco después se deslizó bajo el agua y ya no volvieron a verle.

La policía regional de Niagara encontró el cuerpo sobre la una de la madrugada de este domingo, más de cuatro horas después de que ocurriese el accidente.

El juez de instrucción de la región está investigando el incidente, pero, según los primeros informes facilitados por la Policía, no parece que el alcohol se encuentre detrás de lo ocurrido.

Por otra parte, Malcolm Gyfani, un chico de 14 años de edad, murió también ahogado en un estanque del campamento menonita de Hidden Acres, al noreste de la localidad de Shakespeare.

El pasado sábado, Gyfani fue a nadar a una zona de acceso restringido (estaba acordonada), y desapareció bajo el agua. Otros nadadores trataron de rescatarlo, pero no lo lograron, según informó la policía.

Fue entonces cuando llamaron a los bomberos locales, quienes finalmente lograron sacarlo del agua e intentaron reanimarlo. El chico fue trasladado al hospital de Stratford, antes de ser llevado al hospital Victoria de London, donde murió sobre las once de la noche del sábado.

 

Toronto.- Dos accidentes distintos ocurridos este fin de semana en Ontario han dejado el trágico balance de otras tantas víctimas mortales, ambas ahogadas. En uno de ellos murió un joven de 21 años de edad; en el otro, un niño de 14.

El primer siniestro ocurrió en el resort Sherkston Shores Beach, en Port Colborne, Mississauga, cuando un joven de un grupo de cuatro personas que estaban alojadas en dicho centro turístico saltó a una poza con agua desde una altura de unos seis metros, en un acantilado.

Al parecer, el chico reapareció e incluso intercambió algunas palabras con sus compañeros, pero poco después se deslizó bajo el agua y ya no volvieron a verle.

La policía regional de Niagara encontró el cuerpo sobre la una de la madrugada de este domingo, más de cuatro horas después de que ocurriese el accidente.

El juez de instrucción de la región está investigando el incidente, pero, según los primeros informes facilitados por la Policía, no parece que el alcohol se encuentre detrás de lo ocurrido.

Por otra parte, Malcolm Gyfani, un chico de 14 años de edad, murió también ahogado en un estanque del campamento menonita de Hidden Acres, al noreste de la localidad de Shakespeare.

El pasado sábado, Gyfani fue a nadar a una zona de acceso restringido (estaba acordonada), y desapareció bajo el agua. Otros nadadores trataron de rescatarlo, pero no lo lograron, según informó la policía.

Fue entonces cuando llamaron a los bomberos locales, quienes finalmente lograron sacarlo del agua e intentaron reanimarlo. El chico fue trasladado al hospital de Stratford, antes de ser llevado al hospital Victoria de London, donde murió sobre las once de la noche del sábado.