El funeral de Whitney Houston será en Newark, la ciudad donde nació

Revista Feb 13, 2012 at 8:26 pm

Una niña, seguidora de la cantante y actriz estadounidense Whitney Houston, que murió el sábado a los 48 años de edad en el Hotel Beverly Hilton, por causas que se investigan, muestra una pancarta donde se lee 'Descansa en Paz, Whitney', en Los Ángeles, California (EE UU). Foto: Michael Nelson / Efe

Antonio Martín Guirado. Los Ángeles (EE UU).- Tras completarse la autopsia al cadáver de la cantante Whitney Houston, muerta repentinamente el sábado en Los Ángeles, la familia trasladará el cuerpo de la cantante a la ciudad donde nació, Newark (Nueva Jersey), para su funeral, informó este lunes la prensa estadounidense.

Según el canal de televisión NBC la empresa Whigham Funeral Home se encarga de los detalles del funeral, que podría celebrarse entre el viernes y el sábado, adelanta el portal de la CNN, que cita a una fuente próxima a la cantante.

El diario de Nueva Jersey Star Ledger agrega que el adiós a Houston tendrá lugar en el Prudential Center, donde juega sus partidos como local el equipo de baloncesto de la NBA New Jersey Nets, un pabellón con capacidad para unas 19.000 personas.

Ed Winter, portavoz de la oficina forense del condado de Los Ángeles, informó de que el domingo concluyó la autopsia al cuerpo de la artista, aunque la causa oficial de la muerte no se conocerá hasta dentro de seis u ocho semanas.

Según explicó Winter en una rueda de prensa, la causa de la muerte se determinará una vez se obtengan los resultados de análisis toxicológicos adicionales, un proceso similar al establecido en la muerte del cantante Michael Jackson en junio de 2009.

La web TMZ.com, especializada en información sobre famosos, publicó que la familia se haría cargo del cuerpo de la cantante en las próximas horas y que sería trasladado a continuación a la costa este en un jet privado.

Asimismo el portal, que cita fuentes próximas a Houston, sostiene que la oficina forense habría confirmado a la familia que la artista no murió ahogada, sino por la combinación de calmantes y otros fármacos con alcohol.

Según esta versión, a la familia se le habría informado de que no se encontró suficiente agua en los pulmones de Houston para determinar que el ahogamiento fuera la causa de la muerte, y que la artista pudo haber fallecido antes de que se sumergiera en el agua de la bañera.

TMZ.com añade que la oficina forense del condado de Los Ángeles no ha puesto problemas para permitir que la familia comience a preparar los detalles del entierro puesto que no se encontraron indicios de que fuera víctima de algún acto delictivo.

Houston fue encontrada el sábado con la cabeza sumergida bajo el agua en la bañera de su habitación en el hotel Beverly Hilton, de Los Ángeles.

La policía, según TMZ, encontró aproximadamente media docena de botes con pastillas en la habitación de la cantante, incluido el medicamento Xanax. No se encontraron sustancias ilegales.

Según fuentes cercanas a la artista, Houston era consumidora habitual de Xanax, que tomaba para controlar la ansiedad. Asimismo aseguran que el viernes había trasnochado y bebido mucho alcohol.

La cantante había reservado una suite porque iba a acudir a la fiesta que había organizado en ese hotel el productor musical Clive Davis, justo en la víspera de la gala de los Grammy.

El séquito que acompañaba a Houston comenzó a inquietarse cuando se percataron de que la artista llevaba más de una hora en el baño y tenía que empezar a prepararse para ir al evento. Cuando personas de su confianza la encontraron “inconsciente” en el baño, trataron de reanimarla y avisaron a los servicios de emergencia sobre las 15.30 hora local (23.30 GMT).

Los paramédicos la declararon oficialmente muerta antes de las 16.00 hora local de Los Ángeles.

Houston, fallecida a los 48 años, fue recordada este domingo por la noche en varios momentos de la 54 edición de los premios Grammy, incluido un tributo a cargo Jennifer Hudson, que cantó el tema “I Will Always Love You”, popularizado por la diva en el filme “The Bodyguard” (1992).

Su deceso ha supuesto un revulsivo para las ventas de las canciones y los álbumes de la artista, que hoy se sitúan entre lo más alto de las listas de éxito digitales.

En la tienda de música de iTunes, “I Will Always Love You” es actualmente el más vendido por delante de “Rolling in the Deep”, “Set Fire to the Rain” y “Someone Like You”, todos de Adele, la británica que triunfó en la gala de los Grammy.

Houston tiene dos sencillos más entre los 10 más comprados en iTunes: “I Wanna Dance With Somebody” y “Greatest Love of All”, que cierran esa clasificación.