Falta de medicamentos en hospitales obligaría a suspender cirugías

Canadá Mar 6, 2012 at 12:05 am

Cirugías programadas se podrían suspender si no se logra el abastecimiento necesario a los hospitales de Alberta, problema que también está afectando a otros hospitales del país.

ALBERTA. – Médicos y especialistas de varios hospitales de Alberta están alertando al Gobierno sobre la escasez de medicamentos para poder atender a sus pacientes lo que los llevaría a suspender gran parte de las cirugías o intervenciones que tienen programas para los próximos días, meses o semanas, dependiendo de que los suministro lleguen a tiempo, un problema que de acuerdo a algunos especialistas también se está presentando en otros hospitales de Canadá.

Algunas cirugías ya habían sido canceladas en Alberta, pero la situación pareciera empeorar días tras día a tal punto que los médicos se declararon en alerta al inicio de esta semana, buscando una solución rápida al problema que se les avecina ante la falta de los recursos para poder realizar los tratamientos médicos.

Para muchos especialistas el problema no sólo afecta a Alberta, sino también a varios hospitales del país que están luchando para no tener este mismo desabastecimiento, que podría generar serios problemas de atención médica si no se supera rápidamente.

Un alto funcionario de salud dijo que si bien se está trabajando en un plan de contingencia, los Servicios de Salud de Alberta tenía un suministro adecuado de los medicamentos hasta la semana pasada, pero la situación ha cambiado en los últimos días y al inicio de mes ya se había alertado sobre lo que podría pasar.

La CBC News logró obtener  un documento privado del Sistema de Salud de Alberta en el que se establece que el problema se pude agrandar en los próximos días si no se toman los correctivos a tiempo. En un memorando que fue infiltrado a los medios de comunicación enviada a los médicos el 23 de febrero se establece que los hospitales ya están experimentando “cortes importantes” en los fármacos , que los obligaría a suspender las cirugías.

Luego llego un segundo memorando que fue enviado tan solo el jueves pasado, en donde ya se establece que el problema tiende a ser de mayor nivel, porque el recorte llegó a 7 importantes medicamentos que son requeridos en los procesos para realizar una cirugía, como son los productos inyectables, algo que para el cuerpo hospitalario es crítico a la hora de la atención a los enfermos.

El pasado viernes el ministro de Salud, Fred Horne dijo que él no estaba al tanto de la escasez de críticos que podrían poner en peligro la seguridad del paciente o la calidad de la atención. “Puede haber algún impacto en las cirugías electivas, y realmente esperamos que no va a ser el caso”, dijo.

La falta de medicamentos en hospitales de Alberta parece que es un problema en todo el país, según denunciaron especialistas quienes creen que la situación se puede agravar.

Algunos pacientes ya están molestos por la programación de cirugías y las suspensiones de las mismas, aunque aún no está claro si es por esta razón, según dijo el ministro de Salud, quien cree que el problema se solucionará en los próximos días.

Horne dice que hasta donde él sabe la escasez afecta tan sólo a cerca de 40 fármacos utilizados en los hospitales, pero según los médicos que informaron a los medios de comunicación el numero de medicamentos ya supera los 100 y en su mayoría de gran importancia para el trabajo que realizan.

Se pudo establecer que una de las razones de la falta de medicamentos es un problema de abastecimiento que se está generando por una planta de analgésicos, antibióticos y anestésicos con sede en Quebec, que dejó de producir algunos de ellos.

Para los médicos de Alberta es importante buscar rápidamente el reemplazo de los medicamentos o de lo contrario se verán en la obligación de suspender muchas cirugías.

“Algunas de estas cosas son los analgésicos inyectables muy potentes, por ejemplo”, dijo el anestesista, el Dr. Douglas Edmonton Duval, quien agregó que se pude hacer la cirugía pero después quien agunta el dolor si no hay como tratarlo por la falta de los medicamentos.