Gobierno de Canadá limitaría patrocinio de padres y abuelos

Canadá Mar 27, 2012 at 11:19 pm

Cabe recordar que el Gobierno suspendió el patrocinio de padres o abuelos el año pasado y ahora quiere reglamentar todo el programa, haciéndolo más exigente.

OTTAWA.- El Gobierno sigue realizando grandes reformas a los procesos de inmigración a Canadá y ahora se propone limitar el patrocinio de padres y abuelos sólo a los ciudadanos canadienses, quienes solo podrían aplicar por su familiar para que obtenga una residencia, pero solo si estos son viudos y la mayoría de sus hijos son residentes en Canadá, entre otras cosas.

Esta es una de las opciones que serán propuestas por el ministro de Inmigración, Jason Kenney, que ya está siendo revisada por los organismos del Gobierno para establecer su legalidad y si no se violarían algunos derechos.

Los críticos de la nueva propuesta del ministro de Inmigración, Jason Kenney, creen que Canadá le está cerrando las puertas a los padres y abuelos de los inmigrantes, para el Gobierno la medida es necesaria por los altos costos del programa.

Por ahora el Ministerio ha lanzado una consulta sobre el tema a nivel nacional para rediseñar el programa que reúne a padres y abuelos con sus familias en Canadá, cabe recordar que el proceso de patrocinio de padres y abuelos fue suspendido desde al año pasado y hasta por dos años, mientras se realizan los cambios.

Ante la suspensión de los procesos para que los residentes en Canadá puedan traer a sus padres o vuelos, el Ministerio creo a partir del 1 de diciembre del 2011 la denominada supervisa para que los padres o abuelos puedan viajar al país sin mayores problemas, pero sin derecho a aplicar a una residencia.

Este visado especial permite que los parientes de los residentes o ciudadanos canadienses, puedan visitar hasta por 2 años consecutivos a su hijo, o nieto, pero deberán cumplir con ciertos requisitos como tener un seguro de vida para el visitante y demostrar capacidad económica para el mantenimiento en Canadá por parte del que lo invita a venir.

El nuevo cambio que propone el ministerio de inmigración es que se restrinja aun más el derecho que tenían tanto ciudadanos como residentes de poder traer a sus padres o abuelos a vivir en Canadá y para ello está considerando incluir las siguientes normas:

• Aumentar los requisitos de ingresos que debe tener un patrocinador, porque su ayuda financiera que deberá brindar a sus padres o abuelos será de por vida.

• Demostrar un  “equilibrio de la prueba de familia” donde los padres y los abuelos deben tener al menos la mitad de sus hijos con residencia permanente en Canadá para ser elegible para el patrocinio.

• Restringir la elegibilidad de los patrocinadores, sólo a ciudadanos canadienses, actualmente los  residentes permanentes tienen el mismo derecho de patrocinar a sus padres y abuelos.

• Limitar las aplicaciones a “casos excepcionales” de, por ejemplo, exigiendo que el padre o el abuelo sea viudo o viuda, con muchas necesidades en su país y que dependan económicamente del ciudadno canadiense.

El proyecto que apenas está en estudio ya generó serias críticas por los defensores de los derechos de los inmigrantes, ante lo cual el ministro de inmigración dijo que el Gobierno está totalmente comprometido a ayudar a las familias a que se reúnan, pero se está buscando que sea de la manera más rápida posible y por eso hay que limitar el ingreso de personas que no lo requieran.

Para Kenney hasta el momento esto es sólo una propuesta y se busca una retroalimentación sobre el tema, para que sean los mismos canadienses quienes guíen al Gobierno en la creación de un nuevo programa en el que las aplicaciones futuras serán procesadas ​​rápidamente.

Durante años miles de inmigrantes se han quejado porque las aplicaciones para traer un padre o un abuelo pueden durar hasta 10 años en algunos casos, especialmente por el represamientos de solicitudes que existen.

Según cifras del mismo Ministerio hay  más de 100 mil procesos represados, por lo que se decidió supender este programa durante dos años, ante lo cual se evitará que ingresen al sistema más de 50 mil solicitudes más que se tenían previstas para el 2012 y 2013.

Por ahora la inmigrantes en Canadá tiene como única opción de traer a sus padres y abuelos, la de aplicar a la supervisa que le permite a sus parientes un visado especial por 10 años.

Según Kenney los cambios que se están haciendo tiene su origen en las restricciones fiscales por la que está pasando el Estado, los costos que le significan al sistema de salud y otros beneficios sociales, el ingreso de las personas mayores.

De acuerdo al documento de debate del gobierno sobre las reformas, casi la mitad de los encuestados en un sondeo de 2011 dijeron que querían ver a los padres y los abuelos, y que se incremente el permiso de las vistas, porque actualmente es muy limitado.

Las consultas públicas que realizará el Gobierno sobre el tema se extenderán hasta 25 de mayo, y dependiendo del resultado se diseñará el programa especial para padres y abuelos.

Según datos suministrados por migración en el año 2010, los residentes o ciudadanos que más aplicaron para traer a sus padres fueron:

India: 4.775

China: 2.380

Filipinas: 1.015

Sri Lanka: 820

Rumanía: 410

Irán: 300

Ucrania: 285

Vietnam: 285

Israel: 200

Haití (pico a raíz del terremoto de 2010): 640