Informe recomienda terminar el programa que coloca a policías en algunas escuelas de Toronto

Noticias Top News Nov 13, 2017 at 5:16 pm
Un informe del personal de TDSB publicado este 13 de noviembre de 2017 dice que el programa del Oficial de Recursos Escolares debe suspenderse, pero la junta debe continuar trabajando con la policía para garantizar un entorno escolar seguro. Foto CITYNEWS

Un informe del personal de TDSB publicado este 13 de noviembre de 2017 dice que el programa del Oficial de Recursos Escolares debe suspenderse, pero la junta debe continuar trabajando con la policía para garantizar un entorno escolar seguro. Foto CITYNEWS

TORONTO.- El informe del personal de la Junta Escolar del Distrito de Toronto sigue un período de seis semanas durante el cual los estudiantes, el personal y los padres de las escuelas afectadas fueron encuestados, grupos de enfoque estudiantil y reuniones comunitarias para evaluar el programa de Oficial de Recursos Escolares.

El informe, que está sujeto a la aprobación de los fideicomisarios (Trustees) de la junta, dijo que el programa debería suspenderse, pero la junta debe continuar trabajando con la policía para garantizar un entorno escolar seguro.

“En vista de esta información, tenemos el deber de actuar en nombre de nuestros estudiantes y abordar las inquietudes que nos han llamado la atención”, dijo.

El programa SRO, que fue suspendido a fines de agosto, vio a oficiales de policía desplegados en 45 escuelas secundarias de TDSB en un esfuerzo por mejorar la seguridad, aplacar las pandillas el matoneo y la misma seguridad de del profesorado ante el incremento de ataques por parte de estudiantes.

Fue implementado en 2008 después que Jordan Manners, de 15 años, fuera baleado y asesinado en el Instituto Colegiado C. W. Jefferys el año anterior.

Los críticos del programa argumentaron que los oficiales armados en las escuelas supuestamente “intimidan” a los estudiantes. También expresaron su preocupación sobre el sesgo racial y antiinmigrante.

El informe del personal de TDSB dijo que la revisión del programa encontró que la gran mayoría de los encuestados tenía una impresión generalmente positiva del programa. Sin embargo, notó que unos pocos se sentían intimidados por tener un oficial en la escuela o que se sentían incómodos o que los estaban vigilando en la escuela.

“Tenemos la obligación de garantizar que todos nuestros estudiantes puedan aprender en las escuelas que son seguras, libres de discriminación y que protegen sus derechos humanos”, dijo.

Aunque el personal que redactó el informe escuchó a un número significativo de personas que apoyaban la presencia de un oficial en su escuela, así como a muchos que desconocían el programa o que no se sentían afectados por él, la prioridad de la junta debe ser “mitigar las diferencias y impacto discriminatorio del programa SRO “, dijo. Todos por quedar poíticamente correctos. El informe también señaló que la eliminación del programa no carecerá de desafíos.

Mientras tanto, el Servicio de Policía de Toronto dijo que continúa creyendo en el valor del programa.

“Los oficiales en las escuelas, en uniforme, crean un entorno de aprendizaje más seguro y fomentan las relaciones positivas entre la policía y los jóvenes”, dijo la portavoz Meaghan Gray este lunes. “Las alianzas como las que desarrollamos con las escuelas se encuentran en el centro de los esfuerzos de modernización del servicio para avanzar hacia un modelo de policía centrado en el vecindario”.

Mientras, respeta el proceso de consulta, la fuerza cree que el TDSB debería restablecer el programa, dijo Gray.

El 57% de los encuestados para el informe TDSB dijo que tener un oficial en la escuela los hacía sentir más seguros.

“Es bueno en caso de que haya una situación grave en la que alguien pueda resultar herido de gravedad”. Los SRO realmente no hostigan a las personas en la escuela. Te preguntan cuál es el problema “, dijo un alumno. Pero solo el 10% encuestado no estuvo de acuerdo.

“Cuando alguien te ve hablando con la policía, piensan que eres un soplón”. Y eso es. Tu vida ha terminado “, dijo uno.

El informe dijo que mientras recomendaba la interrupción del programa en su forma actual, “el personal continuará trabajando con la policía para construir una asociación (con la policía) que honre las voces de todos los estudiantes”.

La junta de servicios de policía de Toronto también está revisando el programa, y ​​la evaluación la lleva a cabo la Universidad de Ryerson.